Como debe dormir un bebé en verano


salud bebe, dormir, saco de verano, cuidados higiene, cuidados bebe, recién nacido, fotografo Zaragoza recien nacidos, fotografo newborn, ecobarriguitas, ecografia,
como debe dormir un bebé en verano

¿Debo arropar a mi bebé en verano? ¿Hay que ponerle pijama a los bebés para dormir en los meses de calor? Con la llegada de las altas temperaturas nos surgen muchas dudas a la hora de acostar a los recién nacidos y bebés. Porque claro, los adultos somos conscientes y si tenemos más calor nos desarropamos y si refresca a altas horas de la madrugada, pues nos echamos la sábana por encima. Pero ¿cómo duerme un bebé en verano?

Los bebés no pueden ni saben arroparse según sus necesidades… normal que los padres dudemos si cubrirlos con la sábana o no. Lo primero que debéis saber es cómo funciona la termorregulación corporal en los bebés. ¿Es capaz el bebé de regular su temperatura? La termorregulación es la capacidad de equilibrar la producción y la pérdida de calor.

En el caso de los bebés el sistema de termorregulación está inmaduro, no está totalmente desarrollado por lo que no es capaz de enfriar el cuerpo si hace mucho calor. Los bebés son muy sensibles a los cambios de temperatura y tenemos que ser los padres los que estemos con los 5 sentidos en este aspecto.

Como los bebés no regulan debajo de la vestimenta debemos ponerle ropa adecuada para evitar tanto el riesgo de que la la temperatura del bebé aumente demasiado (hipertermia) o que baje mucho (hipotermia). La teoría: encontrar un equilibrio entre la temperatura exterior y la cantidad de ropa que ponemos al bebé. En la práctica es más complicado, os damos unos trucos y consejos sobre cómo debe dormir un bebé en verano.


Cómo duerme un bebé en verano: consejos y trucos sobre qué ropa ponerle, cómo acostarle, temperatura ideal…Lo primero a tener en cuenta es la temperatura de la habitación: ni muy fría ni muy caliente, entre los 16 y los 20 grados. Podéis bajar las persianas durante el día. Cerrar las ventanas en las horas centrales y abrirlas cuando el sol haya caído y entre la noche para que refresque. Abrir ventanas y puertas hace que corra el aire y se ventile para bajar grados de cara a dormir. Entre los 19 y los 21 grados el cerebro regula bien el sueño, por encima o por debajo se complica la cosa y coger el sueño o mantenerlo se hace difícil, lo que hace que sea más interrumpido y sobre todo no lo reparador que debería para garantizar el pleno descanso. Eso un día tras otro, tras otro, agota.

¿Qué podemos hacer además de abrir las ventanas en horas que no pase calor? Debéis tener en cuenta varias cosas: La cuna no debe estar expuesta nunca de manera directa a las corrientes de aire, ya sean las de ventanas abiertas o ventiladores de techo…

Los ventiladores de techo mejor ponerlos antes de entrar a la habitación a dormir con el bebé. Es cierto que al mínimo de velocidad y potencia podéis utilizarlos también durante la noche, pero sin que le dé de manera directa al bebé.

El aire acondicionado es preferible ponerlo sólo antes para refrescar la habitación, y cuando el bebé vaya a dormir apagarlo porque genera una temperatura muy fría y seca pudiendo complicar la respiración y hacer que se resfríe.

¿Ponemos pijama al bebé en verano? No es una respuesta válida para todos los días de verano. Debemos tener en cuenta que hay que ir sopesando ese equilibrio entre la temperatura exterior y la del bebé. Y puede que haya noches de verano donde la temperatura no sea tan alta por ejemplo en junio y necesite un pijama y otra noches en agosto donde el pañal sea suficiente. Lo que sí es importante y fundamental es elegir un tejido natural, algodón y que no lleve botones ni costuras que puedan hacer daño al bebé. Con el calor las rozaduras por la ropa son más habituales así que es mejor mirar estas cosas: costuras interiores planas y sin botones, lazos o rebordes gordos. No hay que buscar diseño, hay que ser prácticos y priorizar el algodón. Cómo tapar o arropar a un bebé en verano para dormir Hay distintas opciones de pijamas que podéis ir utilizando en función de la temperatura exterior. Por ejemplo, como decíamos, en junio que todavía el calor no es asfixiante podéis ponerle el peto con manga corta y pantalón corto. Si luego en julio hace mucho calor puede dormir en body de tirantes sólo o incluso sin nada, sólo con el pañal. Y como complemento ideal para dormir los bebés en verano: EL SACO.

El saco de verano: El saco de dormir bebés de verano de Mimuselina está diseñado y pensado para facilitar esta tarea. Para dormir los bebés es perfecto para las noches que refresca o en puntos donde haya corriente. Está confeccionado en tela de gasa de muselina 100% algodón, súper absorbente y transpirable que evita que el bebé sude. No sólo es ideal el tejido de bambula con el que está confeccionado, sino que pensando en todo, la cremallera es de doble dirección para que podáis abrirlo por debajo y cambiar el pañal directamente. El saco se puede usar encima del pijamita si necesitáis algo más de temperatura; se puede poner el saco sin mangas de verano sólo con el pañal o con el body…

0 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo